En todo ámbito de la vida, la ética es un valor fundamental a la hora de crecer. No sólo se trata de un concepto que importa por lo relevante que es en sí, sino también porque ayuda a construir una ganancia muy importante: la confianza. 

Ahora bien, cuando se es una pequeña empresa, esto pasa a ser crucial. Es muy difícil pensar en una estrategia de crecimiento sólida si es que nuestra reputación se ha visto deteriorada por falta de probidad o malas prácticas y las contrapartes no depositan su confianza en la empresa por dudar de ella.

Es por esto que ChileCompra ha puesto especial acento a este aspecto. Es particularmente relevante que la ética esté presente en todas y cada una de las acciones y decisiones que se tomen al interior de los organismos en materia de compras públicas, así como también en las empresas proveedoras que participan en los procesos licitatorios que se efectúan a través de www.mercadopublico.cl.

Queremos compartir, en este sentido, el Decálogo de probidad en las compras públicas para funcionarios del Estado y el Código de Ética para proveedores del Estado cuyo objetivo es clarificar con nitidez lo que se exige como estándar para el actuar de los funcionarios públicos y de las empresas proveedoras del Estado.

Creemos firmemente en un Estado transparente y al servicio de la competitividad. Ojalá este artículo, y los documentos a los que hacemos referencia, sean un aporte en este sentido como marco de comportamiento tanto para los funcionarios del Estado como las empresas que hacen negocios con éste.

  • Conoce el Decálogo de probidad en las compras públicas para funcionarios del Estado

https://www.chilecompra.cl/wp-content/uploads/2017/05/Probidad.pdf

  • Conoce el Código de Ética para proveedores del Estado

https://www.chilecompra.cl/wp-content/uploads/2018/02/CodigodeEticaParaProveedoresdelEstado.pdf